Adiós, amigos, adiós

2 - abril - 2007 en 2:25 am | Publicado en Otros | Comentarios desactivados

Resumo: en un año he redactado 238 entradas, que han recibido 1.705 comentarios y casi 222.000 visitas, que se dice pronto. Aunque todo ello serviría a cualquier persona sin pretensiones para hincharse de orgullo, tengo que deciros que yo me desinflo: éste es mi último post, por suerte o por desgracia para algunos de vosotros.

Motivos tengo varios, pero hay unos de los que alguna vez he hablado en el blog. Uno de ellos es el fascismo que despiden los linuxeros acérrimos, algo que no quiero para mí. Me explico.

A lo largo de este último año, en el que he intentado divertiros a la vez que os enseñaba lo que yo aprendía de la práctica, me he dado cuenta de que el usuario medio-alto de Linux es peor que Franco, Hitler y Pinochet juntos. El ‘pingüinero’ ultraconvencido cae una y otra vez en su propio error: defiende ser libre pero nunca deja al resto elegir. Se acaba creyendo extrainteligente. No entiende que a la gente se la traiga floja que un programa sea Open Source o propietario. No entienden que el oficinista de turno (funcionario, teclista o lo que queráis) le dé por saco el sistema operativo que corra. Creen que todo el mundo domina la informática y, lo que es más chistoso, deben de tener un flequillo enorme que les aparta de la realidad cuando dicen que el oficinista, con un simple sudo apt-get install xxxxx, obtendría determinado programa. ¡De risa! ¿Hay algo más fácil que el .exe?. O que si mete un pendrive y no le funciona (como me pasa a mí en Ubuntu y no en Windows), que simplemente se meta en la Terminal y teclee mount no sé qué. ¡Amigos, que bastante que aprendió informática como para volverle loco a un señor que no disfruta de los PCs y que le da por saco cosas como Linux! ¿O pensáis que va a llegar a casa y va a dejar de ver a mujer e hijos por aprender algo de informática que ya sabe hacer de una manera?

El linuxero medio-alto es tan sumamente engreido que cree que va a hacer utilizar al oficinista anterior la Terminal. Curiosamente, no se da cuenta de que así es como se aleja a los novatos del pingüino y como salen corriendo de nuevo a manos de papá Windows… Pero es que encima van por los blogs vendiendo que para jugar ya están las videoconsolas y que, en caso de necesitar algo de Windows, Wine es más que suficiente. Yo probados tengo 15 programas populares y sólo me funcionaron 2, y uno se colgaba cada 4-5 minutos.

El linuxero medio-alto es demasiado fascista. Es incapaz de ver los problemas que supone a un recién llegado a Linux (que no suele saber mucho de informática) comprar hardware, por mucho que haya webs que te hablen de su compatibilidad. A la gente lo que le gusta es ver un aparatito, comprárselo y saber que cuando llegue a casa va a funcionar. El resto es jugársela. El linuxero nunca admitirá que eso es un problema de Linux; obviamente, el problema es del usuario, que tiene que volver a descambiarlo. Os puse un ejemplo en el pasado. ¡Me llegaron a acusar incluso de ir contra el trabajador! ¡Menuda tontería! Leedlo.

Otro de los motivos que me llevan a dejar el blog es la cara dura que han demostrado algunos de los lectores (o visitantes esporádicos, mejor dicho). Pongamos ejemplo: uno de ellos me solicitó educadamente un disco con Ubuntu, lo grabé y se lo envié gratis hasta Extremadura al lector, que fue incapaz de agradecérmelo. Miento: me escribió para pedirme más ayuda. Otro visitante me pidió que le explicara, paso por paso, a ver qué leches era GNU/Linux,… ¡Vamos a ver! Una cosa es que os ayude en lo que pueda y otra que yo venga de trabajar y responda dudas que se autocontestan a la primera con una búsqueda en Google. O gente que te escribe para ver por qué su modelo Viacom CVSGF$&·%·OI no funciona… ¡Pues no sé, chico!. Busca en Google a ver si alguien lo ha puesto en un foro y sigue el hilo… Ni yo trabajo en Viacom para explicarte ni esto es el blog de un experto. Una cosa es que me preguntes si sé por qué en tu Sony Waio no funciona por si lo he leido o alguien me ha comentado, y otra todo lo anterior… Lo bueno de Linux es que casi todo está en Google.

Todo lo anterior no quiere decir que no apoye el Software Libre. Al contrario, estaré a su lado como ahora, siempre que sea mejor que el propietario. Cuando este último supere al Open Source, estaré con él. Lo que es bueno, es bueno con la licencia que sea (veis, esto nunca lo diría un linuxero acérrimo). Obviamente, seguiré utilizando Open Office, Firefox, Thunderbird, Gimp, Amarok y algún que otro programa que son maravillosos… Linux se llevará mi apoyo en tanto en cuanto se adapte al perfil de la persona que lo piensa instalar. Obviamente, nunca se lo recomendaré a un ‘geek’ que sincronice hasta el cepillo de dientes por USB. De momento, no lo veo derrotando a Windows a nivel global. Quizá dentro de 6-7 años y unas cuantas leyes a favor…

Un último motivo: al linuxero nunca le interesa hablar claro. Tiene que nombrar tecnicismos como sea, que se oigan palabras ‘raras’ para los novatos. Es incapaz de cometer una incorrección voluntaria incluso para que su interlocutor se entere de algo. Quiere sentirse en una especie de élite a la que no ha sido capaz de llegar por otras vías de la vida. Un gran método para alejar a la gente, sí señor. Curiosamente, este punto también me diferencia de ellos, por suerte. Si con mis palabras más o menos acertadas he logrado que al menos una sola persona haya probado Linux, con eso ya doy por válido el trabajo de todo un año.

También quería recordaros que este blog permanecerá online 1 mes ya que algunas guías (como la de instalación de Feisty Fawn) aún pueden ser valiosas. O incluso para que navaguéis con el calendario de la derecha y leáis posts que dejásteis pasar. O para que repaséis la sección Aplicaciones de arriba. A principios de mayo, borraré la bitácora y sólo será accesible vía caché de Google.

Última cosa. No quiero dejar pasar estas líneas para agradecer al propio blog el haberme permitido obtener dos grandes tesoros: uno, conocer Linux, que en mi caso sigo usando, y dos, amigos como Diego R-V (me debes una barra libre en Madrid), Jokin (tranquilo, Mac también se bloquea), Luis Carlos (el idioma no importa), Ardentice (te mandaré la foto del niño ‘cachas’), Clapp, Simfonía (viva el rock), Borja (¡Cuidado con el snow!), Rouzic, Outime (ahora, al instituto), Protion9, Kumo, Foncu (acabarás como fotógrafo, ya verás), JMVidalvia, Jordi Abad (no eres uno más), K40, [Doodom] (siempre encorchetado), Vladimir, Alvaritux, Christian, Perkin, Alejanjim, elnorber, Víctor Garrido (me encantan los perros), Fabycom, Elric, Dr. Extraño, Palermi, Nukeador, Josito (el rey de Fuenlabrada), Gragy (bonito tu avatar), Chiche (el tuyo, más bello aún), Pinar, Nudando, Jero, Skuark, Luciano A. Ferrer, el ‘quién-sabe-dónde’ Fred.cc,… Disculpad si no está vuestro nombre, pero es que ¡todos los anteriores me han salido de memoria!. Además, tengo impresas las 1.705 opiniones, así que no os escapáis…

Disfrutad libremente del software, sea del tipo que sea. Un saludo. Ha sido un placer.

PD: Si me mandais un email, seré incapaz de leerlo. Ya no tengo la misma cuenta. Tampoco podréis alojar opiniones bajo este post…

About these ads

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com. | El tema Pool.
Entries y comentarios feeds.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 49 seguidores

%d personas les gusta esto: